¿Cómo responder a la pregunta "Háblame de ti" en una entrevista de trabajo?

Puntuación media 5/5

clases gratis de ingles

En la lista de preguntas incómodas que recibes en una entrevista, hay una pregunta llamada "háblame de ti". ¿Quién de nosotros no ha experimentado ese gran momento de soledad, esos dos interminables minutos en los que tenemos que encontrar algo que decir sobre nosotros mismos? ¿Cómo se miden las palabras? ¿Cómo evitar que se conviertan en una caricatura o simplemente en algo aburrido?

La respuesta a esta pregunta puede determinar el resto del proceso. O bien la entrevista será mejor, o bien te encontrarás de cabeza y ahogado en interminables explicaciones. No te asustes, este momento será un mal recuerdo.

Temario

¿Por qué es inevitable el "háblame de ti" en una entrevista?

No importa el puesto al que optes, el sector al que te dediques o lo bien o mal que haya ido la entrevista, no puedes evitar la necesidad de hablar de ti mismo durante al menos un minuto con los encargados de tu entrevista de trabajo.

A los jefes de contratación les gusta hacer esta pregunta para sentirse cómodos contigo, para romper el hielo y para centrar la entrevista en algo que dirás durante tu presentación.

También les permite saber cómo reaccionarás en un momento incómodo y delicado. ¿Perderás la calma? ¿Vas a retirarte? Los reclutadores saben que esta pregunta es incómoda, ¡pero no pasa nada!

Estos son algunos consejos para hacer frente a este inevitable problema:

1.- Convierte el "contar tu historia" en una ventaja.

  • Una oportunidad para sobresalir

2.- Prepara un ejemplo de respuesta

  • Elaborarla y memorizarla.

3.- Hazla corta y concisa

  • Evitar confundirse

4.- Saber qué aspectos abordar

  • Para garantizar la coherencia y la lógica de tu discurso

5.- No olvides la razón por la que estás ahí, el trabajo.

  • Menciona en tu discurso el puesto al que optas.

Convierte el "háblame de ti" en una ventaja.

Estamos de acuerdo en que esta pregunta es muy vaga. Realmente puede ir en cualquier dirección, y lo diremos ahora a riesgo de decepcionarte: no hay respuestas perfectas.

Pero, ¿y si se aprovechas esta pregunta en beneficio propio? Como en una partida de ajedrez en la que recuperas la ventaja. Empieza con algo como: "Me alegro mucho de que hayas hecho esa pregunta", aunque no sea cierto. Pon un poco de tono en tu voz. Toma la iniciativa y comienza un discurso en el que presentes las cosas que necesitas saber sobre ti. Prepara un discurso breve y conciso de un minuto. Decide tú mismo si quieres hablar de tus logros, de los puntos de tu CV, de tu contribución al trabajo, etc.

Ten una plantilla para tu respuesta

Una plantilla que no vas a leer. Escribe un discurso más adecuado a los discursos. Si recitas un texto que has escrito, se notará rápidamente. Hazlo fluido, natural, algo que salga de tu experiencia. Repite tu discurso una y otra vez hasta que lo domines.

Este consejo es doble si no te gusta hablar de ti mismo. La lectura de este texto no disminuye tu inteligencia ni tu capacidad para realizar tus tareas. Es sólo una oportunidad única para reforzar tu confianza y abordar el resto de la entrevista con tranquilidad.

Sé breve y conciso

Este consejo es sabio, especialmente si estás preparando un discurso corto. Cuanto más largo sea, más probable será que te pierdas. No hay nada peor que escuchar a alguien que no sabe de qué está hablando y confundirse. Es una forma segura de perder la confianza. Nadie quiere eso.

Ve al grano, cíñete a los temas que has establecido. De cualquier manera, el reclutador esperará a que hayas terminado tu charla para volver a preguntarte.

Conoce los aspectos de los que debes hablar

Es importante que hables de tus cualidades personales y profesionales, sin enumerarlas. Sácalas a relucir para demostrar al reclutador que eres el candidato perfecto para el puesto.

A continuación, habla de tu formación y experiencia, de tu trabajo actual y explica por qué la experiencia que tienes te ayudará en tu próximo trabajo.

No olvides el motivo por el que estás ahí: el trabajo.

Tu discurso debe incluir una sección en la que hables de la relación entre tu trabajo actual y el trabajo para el que te entrevistas. Inspírate en el anuncio de empleo, la descripción del puesto y los valores de la empresa.

A continuación, haz una conexión lógica entre todos estos puntos y explica tus puntos fuertes, tus recursos y algunos de tus logros que sean relevantes para este puesto.

En otras palabras, da tu mejor respuesta a esta pregunta inicial. Tu respuesta puede determinar realmente el resto del proceso de contratación. El más mínimo paso en falso puede desestabilizarte. Por eso es importante que ensayes.

No te dejaremos ir sin algunos ejemplos de discursos. Hemos preparado algunos que pueden facilitarte el trabajo si te inspiras.

Ejemplo de respuesta a la pregunta "háblame de ti" en una entrevista

Para sentirte más cómodo, puedes tomar uno de los ejemplos y adaptarlo a tu situación, según el estilo con el que te sientas más cómodo.

Puedes elegir entre 4 enfoques diferentes, que son los siguientes

  • Enfoque cronológico
  • Storytelling, cuenta tu historia
  • Basar tu presentación en 3 cualidades
  • Centrarse en los resultados

Enfoque cronológico

Lo mejor es hablar de tu trabajo actual o de lo que piensas hacer en un futuro próximo. A continuación, vuelve al pasado y habla de tus experiencias pasadas. Por último, puedes proyectarte y hablar de lo que quieres conseguir a medio y largo plazo.

Este es un ejemplo de lo que puedes decir: "El próximo semestre terminaré mis estudios de análisis de mercado. Durante mis estudios, trabajé como becario en la... Una experiencia en la que aprendí a .... y que...

Ahora me gustaría trabajar en el sector... para profundizar en mis conocimientos y construir mi carrera con un equipo experimentado como el vuestro. Mi antiguo jefe diría que soy una persona meticulosa y comprometida, dos cualidades que considero importantes para nuestro negocio.

Storytelling, cuente su historia

Este tipo de enfoque es quizá el más recomendable si tienes experiencia o has vivido algo importante en tu vida personal o profesional. Lo importante de este enfoque es que elijas palabras que impresionen a tu audiencia. Una buena historia es la que se queda en la mente.

Ejemplo: "En una vida anterior fui periodista. Un día decidí dejarlo todo y estudiar comunicación. Me siento preparado para una nueva aventura con su equipo. Se han dado cuenta de que puedo manejar bien los cambios y que no tengo miedo de avanzar. Soy autodidacta y estoy motivada, dos cualidades que considero importantes para un puesto en su empresa.

Basar tu propuesta en tres cualidades

Como sugiere el título, se trata de centrarse en tres cualidades o rasgos que te representen. Por supuesto, elige una de las cualidades que más buscan los empresarios.

Ejemplo: "Sobresalgo en creatividad". Cultivé esta cualidad durante cinco años en mi equipo. Mi curiosidad y apertura me permitieron mejorar varios idiomas. Hoy me sirven para establecer y mantener una red internacional de contactos.

Centrarse en los resultados

Si has aumentado el volumen de negocio de tu antiguo empleo o has realizado una campaña de comunicación con éxito, puedes utilizarlo en tu discurso. Así podrás hablar de ti mismo y de tus diversos logros profesionales. Sin embargo, evita perder el tiempo en puntos que puedan parecer repetitivos. Por ejemplo, si trabajas en informática en una empresa conocida, no hace falta que digas que estás familiarizado con los ordenadores, eso es obvio.

Ejemplo: "Llevo más de siete años gestionando proyectos de diversa índole. Empecé en una pequeña empresa textil, luego pasé a una gran empresa de ropa y cambié la estrategia de marketing y ventas, por lo que pude:

  • Aumentar las ventas en un 10% en un año.
  • Contratar un nuevo equipo de ventas en línea.

Esto te dará ejemplos concretos y adaptables para ayudarte a responder mejor a la pregunta "háblame de ti" durante una entrevista. Parecerás menos perdido y más seguro de ti mismo, e incluso puede que te contraten gracias a una buena primera impresión.

Relacionado:   Conoce las mejores empresas para trabajar en Arequipa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Utilizamos cookies propias y de terceros para brindarte una mejor experiencia de usabilidad. ¿Las aceptas? Leer más